Chong, Murillo e Ímaz, los hidalguenses detrás del espionaje de 15 mil - Pegasus Project posicionó a México como uno de los países con mayor cantidad de blancos de espionaje - Álvaro Obregón - esferaperiodistica.com.mx

Chong, Murillo e Ímaz, los hidalguenses detrás del espionaje de 15 mil


Pegasus Project posicionó a México como uno de los países con mayor cantidad de blancos de espionaje

| Redacción | Desde Emmanuel Ameth Noticias
Chong, Murillo e Ímaz, los hidalguenses detrás del espionaje de 15 mil

Política

Julio 21, 2021 01:30 hrs.
Política Nacional › México Ciudad de México
Redacción › Emmanuel Ameth Noticias

El equipo Pegasus habría sido usado en México para espiar en 15 mil teléfonos de periodistas, activistas y políticos fueron ingresados a la plataforma Pegasus de la empresa israelí NSO Group durante el gobierno de Enrique Peña Nieto; por ello la Fiscalía General de la República (FGR) ordenó a todas las dependencias federales y estatales de seguridad que pudieran tener equipos de software para intervenir comunicaciones, resguardar toda la información relacionada a la contratación de Pegasus y otros semejantes.

La dependencia oficial realizó cateos periciales en la empresa KBH TRACK, administrada por Víctor ’R’ y propiedad del ciudadano israelita Uri Emmanuel ’A’, quien huyó de México hace más de dos años.

En el allanamiento a KBH TRACK, las autoridades decomisaron un disco duro que contiene información que demostraría "plenamente" que la empresa maquiladora "realizaba el espionaje telefónico" por cuenta de diversos solicitantes que aún no han sido identificados plenamente, según informó la FGR en un comunicado de prensa.

Entre los sujetos espiados estaban alrededor de 50 personas del entorno cercano al actual presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, incluyendo su esposa, Beatriz Gutiérrez Muller.




La Fiscalía hizo referencia particular a Tomás Zerón, exdirector de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), quien se encuentra prófugo de la Justicia mexicana, acusado de varios delitos en el marco de las investigaciones por la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa.

Según las indagatorias, los contratos con NSO Group habrían sido suscritos por Zerón durante su gestión en la extinta Procuraduría General de la República (FGR). La Fiscalía informó que el exfuncionario peñista "se encuentra en Israel, sujeto a un proceso de extracción", y anunció que enviará al Gobierno de aquel país la información correspondiente para sustentar su reclamo por espionaje ilegal.

En 2017, el New York Times lanzó un reportaje en el que revelaba el uso de Pegasus, un poderoso spyware, por parte del gobierno mexicano, en ese tiempo bajo el mandato de Enrique Peña Nieto; un año después de que fueran exhibidos el gobierno federal de aquél entonces además de Miguel Ángel Osorio Chong, Jesús Murillo Karam y el extitular del Cisen Eugenio Ímaz

En el reportaje exhibían las operaciones de espionaje realizadas por el gobierno de forma ilegal, pudiendo intervenir en los celulares de más de una decena de periodistas además de defensores de derechos humanos, entre los que se incluía a la famosa periodista Carmen Aristegui entre otros.

Y aunque el hecho era motivo suficiente para que el gobierno dejara de utilizar el sistema de espionaje, hoy se ha revelado que, durante un año y medio después de que se publicara el reportaje, agencias del gobierno registraron en las plataformas Pegasus los celulares de más de 15 mil ciudadanos, de los cuales se han identificado al menos 25 periodistas, con varios siendo empleados de Proceso, y el periodista Cecilio Pineda Brito, quien fue asesinado semanas después.

Además de ellos se encontraban defensores de derechos humanos, sindicalistas, médicos, militares, más de 700 políticos miembros de la oposición y familiares de ellos. El Pegasus Project, una investigación colaborativa entre más de 80 periodistas y 17 medios de 10 países lo reveló.

El Pegasus Project encontró que durante ese periodo de año y medio, las agencias de gobierno de Peña Nieto registraron un promedio de 33 objetivos de ciberespionaje al día, lo cual ha señalado como un ritmo mayor que algunos regímenes autoritarios que tenían contrato con NSO Group, la empresa que desarrolló Pegasus. Asimismo, posicionó a México como uno de los países con mayor cantidad de blancos de espionaje.

Pegasus es un software desarrollado por NSO Group, el cual le permite a una agencia de gobierno acceder a todo el contenido de un smartphone, incluyendo sus mensajes de texto en diversas aplicaciones, sus correos, su ubicación, consultar su historial de llamadas, intervenir el audio de las llamadas y tomar el control de la cámara. Originalmente fue creada para lidiar con amenazas terroristas, sin embargo, se reveló que fue usado por el gobierno con fines de espionaje por gobiernos autoritarios.

El reportaje publicado por The Washington Post sobre el Pegasus Project señaló que en India también se utilizó con fines políticos.

Por su parte, Proceso señala que es imposible afirmar que en todos los casos las selecciones de los blancos derivaron en ataques o en acciones de espionaje, o que se instaló Pegasus en los teléfonos. Lo encontrado es la lista de todos los números que fueron agregadas por las agencias de Peña Nieto, siendo esas el Cisen, la Procuraduría General de la República (PGR), a través de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), y la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena). De ellos, el Cisen fue la que seleccionó a la lista de periodistas mexicanos.

Miguel Ángel Osorio Chong, entonces titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), responsable del Cisen, negó los hallazgos de esta investigación, señalando a los investigadores que ’nunca se autorizó ni se tuvo conocimiento sobre la existencia o el uso del software al que se refieren", y que nunca se ordenó ni se tuvo conocimiento de Pegasus, el cual dejó de usarse en el gobierno cuando inició la nueva administración, la cual no renovó la licencia de operación.

Osorio Chong fue el responsable de la política interior de la gobernabilidad del país durante el infausto sexenio peñista, y uno de sus subordinados en el palacio de gobierno en Pachuca fue Eugenio Ímaz Gispert, como secretario de la Contraloría (también había sido secretario particular de Jesús Murillo Karam en Hidalgo).

El escándalo por el software ha sido tal que la Auditoría Superior de la Federación investiga un probable daño a la hacienda por más de 2 mil millones de pesos, sobreprecio al que adquirieron Pegasus -o Rafael- sus subordinados Damián Canales Mena así como Frida Martínez, personajes plenamente ligados con el exmandatario hidalguense y que le obedecían al momento de realizar la contratación del servicio.

Al arribo de Peña y Osorio Chong al poder federal, Ímaz Gispert fue nombrado director del Centro de Investigación y Seguridad Nacional, cargo en que vio pasar una de las fugas de Joaquín Guzmán, El Chapo, y la desaparición de 43 normalistas en Guerrero.

El gobierno de Enrique Peña Nieto ha sido señalado como uno de los peores periodos para ejercer el periodismo en México, registrándose más de 2 mil 500 agresiones contra periodistas, incluyendo 47 asesinatos. El uso de malware como método de espionaje era muestra de un gobierno cada vez más autoritario y en contra de la libertad de prensa. Asimismo, al encontrarse otras figuras que también suelen ser atacadas y asesinadas como los defensores de derechos humanos, se demuestra la visión del entonces gobierno y del partido que representaba. Alonso Martínez | GQ

Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor